PRÓLOGO

joaquin-barrero_Letras MayoresPor  Joaquín M. Barrero

Cuando al escalar las gradas de los días se llega a los 600 meses, que muchos mencionan como la mitad de la vida, la mayoría de la gente descubre que el tiempo es mucho más corto de lo que era en los años primeros. Pero el tiempo es igual siempre, invariable en su latir. A veces la ocasión, y siempre la determinación, hace que podamos emplearlo en recuperar los viejos sueños que apartamos durante el fragor. Porque hay un camino por delante, todavía.

El sueño aplazado de muchos se vincula con la creación literaria, pero no sólo para trazar los signos en lo blanco sino, en realidad, para que otros los lean y los compartan.  La plenitud del que escribe está en verlo publicado. ¡Quién no ha escrito melodías que reposan en la gaveta donde no llega la luz…! El renacer para sumergirse en esta embriagadora actividad no está en coleccionar emociones y ocultarlas en la intimidad sino en mostrarlas a otros ojos.

Aquí, amable lector, hay aromas destilados del impulso creador de diez personas. Salvo una,las demás cruzaron la línea de los 600; salvo dos, nadie incursionó por el azaroso mundo de la literatura. Pero a todas les unen dos eslabones: que pueden hacer del tiempo su aliado, porque actualmente lo tienen, y su inclinación natural, ahora rescatada, a contar las sensaciones que albergan.

Estoy seguro de que esta generosa iniciativa de la joven Editorial Chocolate y de su alma intrépida, Tesa Zalez, propiciará que estos silenciosos creadores de lo infinito encuentren ecos en espíritus afines y que puedan llegar a alcanzar, por qué no,  fama como narradores. Tienen aquí, cuando menos,  algo sólido que acariciar con sus dedos: un libro con sus nombres,  bellamente editado y con unas magistrales ilustraciones. Todo un lujo para solazar sus esperanzas. Enhorabuena.

Es también una llamada para indicar lo obvio, tantas veces negado: que no hay edad para crear bella literatura. Antes al contrario, cuando la plata perfila nuestras sienes, es el mejor momento para contar lo que hemos ido atesorando por los senderos de la memoria.

———–

7 pensamientos en “PRÓLOGO

  1. Escribir es muy satisfactorio, sobretodo si te llevan de la mano. Que te publiquen tus relatos en un libro, un sueño. Pero que alguien como Joaquín M. Barrero lo prologue, para mí, es increible. Muchas gracias, me he emocionado y me han rodado unas lágrimas. Mejor imposible.

  2. La ilusión forma parte de mi vida desde que este libro se está construyendo. La culminación a ese estado de ánimo ha llegado con el prólogo que ha escrito Joaquín M. Barrero, uno de mis escritores favoritos.
    Gracias eternas.

  3. Gracias Joaquín. Has dado en el clavo. Siempre es tiempo de tener ilusiones y ganas de hacer cosas que engrandezcan nuestro espíritu si, además, contamos con la gran ayuda deTesa Zález, el ciclo está completo.

  4. Es un orgullo y una satisfacción que un escritor de la categoría de Joaquín M. Barrero realice el prólogo de nuestro libro. Ojalá me contegie, al menos un poquito, de su talento. ¡Muchas gracias Joaquín!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: